ESPECIALES LV | Taller Benotto: Referencia comercial durante seis décadas

Punto Fijo, la ciudad de los vientos arriba a sus 49 años de vida municipal el próximo 27 de febrero, oportuno el momento para recordar esos lugares que a pesar del tiempo, perduran en esta noble tierra, siendo además reconocidos por distintas generaciones. ¿Quién no ha comprado o reparado su bicicleta, una tripa o colocado un parche en el taller Benotto?

Para 1955 en la calle libertad de la ciudad de Punto Fijo,  se funda el taller de bicicletas Benotto, por el ciudadano italiano Edermino Benotto, a quien se le atribuye el nombre de la empresa. Durante dos décadas, las personas que necesitaban de los servicios para sus bicicletas podían hacerlo en la dirección antes mencionada, 15 años después la familia Rodríguez Martínez, obtiene la propiedad del fondo comercial, cambiándose la misma al actual domicilio fiscal, ubicado en calle Arismendi con Argentina de la creciente Punto Fijo.

<<Permanecer en el tiempo>>

Abel Rodríguez Martínez, integrante de la tercera descendencia de esta emblemática empresa, cuenta con orgullo sobre las cuatro generaciones que han pasado por el negocio familiar “los puntofijenses que en la actualidad son bisabuelos, le compraron una bicicleta a sus hijos y nietos en esta tienda, eso para nosotros es una muestra de nuestra gran trayectoria al servicio. no solo de propios, sino de tantos foráneos que hicieron vida en este terruño peninsular”, refiere Rodríguez.

Con entrega, paciencia, dedicación y carisma, Benotto se ha mantenido con el pasar de los años, conservando como lema “Es mejor un cliente satisfecho, que el beneficio que pueda darte el trabajo”, ofreciendo así, un servicio de calidad, brindando sonrisas a quienes necesitan hacer mantenimiento a su vehículo de dos ruedas.

<<Gobernantes por Punto Fijo>>

El carismático y actual propietario del negocio, expresó que ante la evidente crisis que atraviesa la nación, le hace un llamado a las autoridades para que se integren con mayor firmeza en las comunidades y formar un solo equipo en favor de salir adelante “es muy triste ser gobernante de una cuidad o región y no ser recordado en el tiempo como alguien que aportó algo significativo, para eso debes dejar frutos de una buena cosecha”, comentó.

Con una larga trayectoria, Taller Benotto fue, es y será recordado como una empresa, que está al pie de sus clientes, que ofrece lo mejor y perdurará en el tiempo, dejando su nombre plasmado en las huellas imborrables de nuestra querida ciudad.

>> JIRLY ROMERO/MARÍA J GONZÁLEZ S.

>> FOTOS: FRANKLIN CANELÓN .