Martes, 26 Septiembre 2017

Nadal se quejó porque el ruido en el estadio le impidió un buen juego

Nadal se quejó porque el ruido en el estadio le impidió un buen juego

El número uno mundial, el español Rafael Nadal, se quejó de que el ruido de la multitud en el estadio Arthur Ashe le impidió calibrar mejor sus golpes y los de su rival durante el partido de primer ronda del Abierto de Estados Unidos, que le ganó este martes al serbio Dusan Lajovic.

Tras superar una furiosa reacción inicial de su rival, Nadal se impuso con parciales de 7-6 (8/6), 6-2, 6-2 para sellar pasaje a la segunda ronda de un Gran Slam que ha ganado en dos oportunidades.

Nadal se lamentó de que al cerrar el techo retráctil del estadio “se concentra demasiado el ruido en la pista” y esa fue de las causas de su desacomodo inicial en el partido, cuando tuvo que remontar para ganar un largo primer set.

“Cuando se cierra el techo del estadio no oyes el ruido del impacto del rival y por eso no podía leer muy bien el tiro”, dijo.

“También, cuando tocas la bola no puedes valorar si la tienes que pillar un poco menos o un poco más. Es como todo, el sonido y el ritmo me permite encontrar mi tenis”, abundó.

Aunque aclaró que el US Open es uno de sus torneo preferidos por el ambiente, el calor del público y todo lo que envuelve a Nueva York, dijo que “una cosa es jugar con techo y otra sin techo”.

El estadio Arthur Ashe, la joya de la corona del Complejo de Tenis de Flushing Meadows, fue mejorado el pasado año con un techo retráctil, que este martes se tuvo que usar debido a las lluvias.

Mientras que 44 partidos fueron cancelados y otros 11 que se jugaban en canchas al aire libre al momento de la lluvia resultaron suspendidos, el de Nadal-Lajovic se pudo jugar en el Arthur Ashe.

Nadal también se refirió a sus sensación de regresar al número uno mundial por primera vez desde 2014, y dijo que “más que el ránking, lo importante es que me siento bien y feliz con mi tenis”.

“Ser número uno otra vez es un premio a la actitud y al esfuerzo pero mi felicidad no viene por ser número uno, sino por sentirme bien, sin lesiones y competitivo. Feliz”, aclaró el tenista español.

GLOBOVISIÓN

NOTAS RELACIONADAS